Páginas vistas en total

jueves, 15 de diciembre de 2011

ERBOL se refiere a la propuesta de incrementar las plantaciones legales hasta 20 mil hectáreas y declarar al Chapare zona tradicional. el enunciado es resistido por los yungueños que ostentan desde siempre el título

La propuesta de incrementar a 20 mil hectáreas los cultivos legales de coca y declarar al trópico cochabambino como zona tradicional de plantación de este producto, generó en las últimas horas diversas reacciones opuestas entre los mismos productos y legisladores del Movimiento Al Socialismo (MAS).

El diputado del MAS, Jorge Medina, dijo que los Yungas de La Paz es la única zona tradicional de producción de la hoja de coca en el país y que los productores de esa región del norte paceño no quieren que se expanda más los cultivos de esta planta.

“Los Yungas es la única zona tradicional milenaria, los yungueños ya no queremos más plantaciones de la hoja de coca, porque todos debemos luchar para acabar con el narcotráfico, en el país”, aseveró.

Asimismo pidió reflexionar al senador también del MAS,  Julio Salazar,  sobre los cultivos legales de coca y no fomentar a los bolivianos a seguir plantando más de esta hoja verde.

“Pido la senador Julio que reflexione y no fomentemos más a que los bolivianos continuemos plantando más árboles de coca, más al contrario, hay que controlar que no haya más plantaciones de hoja de coca y hay que acabar con el narcotráfico en el país”, manifestó.

Por su parte, el aludido senador dijo a Erbol que se está confundiendo la propuesta de 20 mil hectáreas legales de coca. Aseguró que sólo se pretende legalizar los siete mil hectáreas existentes actualmente en el Chapare y 13 mil en los Yungas.

“No estamos hablando de incrementar las plantaciones, como los compañeros entienden, quiero aclarar que algunos medios están interpretando mal de que queremos incrementar en el trópico, eso es falso, estamos diciendo los siete mil hectáreas reconocidos hasta este momento  en el trópico y los 13 mil en los Yungas de La Paz, no estamos hablando de nuevas plantaciones, es sólo la tergiversación de los medios”, sostuvo Salazar.

La ley 1008 antidrogas reconoce sólo 12 mil hectáreas  como legales para usos tradicionales como infusión, masticación y rituales religiosos andinos.

Mientras hace un par de días, Federico Jové, dirigente del Consejo de Federaciones Campesinas de Los Yungas (Cofecay), dijo en Cochabamba, en el marco de la Cumbre Social, que el Gobierno busca incrementar los cultivos legales de coca a 20 mil hectáreas a nivel nacional, a través de una nueva Ley, que se encuentra en proceso de socialización.

Al respecto, el secretario ejecutivo del  Cofecay, Félix Barra, afirmó hoy a través de Erbol que en los resultados de la Cumbre no se habla del tema coca y en ninguna de las mesas de ese encuentro social se trató.

“Nosotros como Cofecay sólo mandamos a Cochabamba la propuesta de industrialización de coca, no hablamos de extensiones ni reducciones, absolutamente nada, eso es más competencia del Gobierno, nosotros como Yungas, zona ancestral, no pedimos nada de eso, por eso incluso estamos pidiendo en la propuesta Ley que aquellos productores de coca que produzcan fuera de la delimitación, sean sometidos a una sanción, sea esta la cárcel o cualquier otro”, aseguró.

Aunque Gabriel Carranza, asesor de la Asociación Departamental de Productores de Coca de La Paz, apuntó que el artículo 9 de la todavía vigente Ley 1008 señala que la zona de producción tradicional de coca es Nor Yungas, Sud Yungas, Inquisive, Murillo, Muñecas, Franz Tamayo (ubicadas en el departamento de La Paz), además de Yungas de Vandiola, que corresponde a una parte de las provincias de Tiraque y Carrasco de Cochabamba.

“Entonces si se le salió a algún dirigente (el tema de los 20 mil hectáreas de coca), eso no es una cuestión nueva, además esta propuesta surge de un discurso del presidente Evo Morales en 2006”, puntualizó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario