Páginas vistas en total

sábado, 26 de noviembre de 2016

editorial de El Pais de Madrid sobre la muerte de Castro. "inadmisible homenaje a un dictador"

¿Es democrático un partido que rinde homenaje y expresa profunda admiración hacia el dictador Castro en el día de su muerte? Pues esto es lo que está haciendo en las últimas horas la extrema izquierda española, desde Pablo Iglesias con su tuit sobre “el referente de la dignidad latinoamericana y de la resistencia soberana” hasta todos los demás.


 Es la primera cuestión que plantea el impresentable espectáculo de homenaje al dictador Fidel Castro que inunda a estas horas una buena parte de los medios de comunicación.

Es el viejo y persistente problema: la izquierda expresa sin ningún complejo su simpatía hacia un dictador comunista. De manera abierta en la extrema izquierda de Iglesias y los suyos y de manera algo más matizada, tampoco demasiado, en el centro izquierda. Lo que incluye, por ejemplo, asombrosas crónicas periodísticas como la de Mauricio Vicent en El País que sólo dos veces utiliza el concepto tirano o dictador, pero no para calificar como tal a Fidel sino para señalar que esa, su condición de dictador, es la opinión de algunos…




 Baste imaginar que se presentara la condición de dictador de Franco como algo debatible, como la opinión de algunos…
Y, en ese mayoritario y lamentable espectáculo de pleitesía y fascinación hacia el dictador comunista, tampoco la derecha política y mediática está libre de caer en la frivolización de esta muerte. No ha desaparecido un líder admirable o un personaje atractivo. Ha muerto un represor, responsable de la muerte, persecución y exilio de una buena parte de los cubanos y de la perpetuación hasta nuestros días de una dictadura comunista.

No hay comentarios:

Publicar un comentario