Páginas vistas en total

viernes, 13 de junio de 2014

poner de relieve la personalidad surcoreano Ban-Ki-Moon en su llegada a Bolivia, antes lo había hecho Koffi Annan de Ghana, es pacifista y profundamente humanista. su palabra es digna de respeto y no para ser usado en favor del MAS, menos de Evo.

El secretario general de la Organización de Naciones Unidas (NNUU), el surcoreano Ban Ki-moon, llegó a última hora del jueves a Santa Cruz de la Sierra y corríó el telón de la Cumbre del G77 + China que se escenificará entre sábado y domingo en esta ciudad del oriente de Bolivia, donde confluirán 27 jefes de Gobierno y Estado, 4 premieres, 3 vicepresidentes y delegados de alto nivel de 106 países de 5 continentes.

Ban Ki-moon llegó a Bolivia en compañía del presidente anfitrión del encuentro, Evo Morales, en el avión de este último, procedente de la ciudad de Sao Paulo donde, ambos, asistieron a la inauguración del Mundial de Fútbol que abrió este mismo jueves en la ciudad de Rio de Janeiro, donde la escuadra local Brasil derrotó 3-1 a la de Croacia.
Electo por primera vez en 2006 como Secretario General de NNUU, y reelecto para un segundo mandato hasta 2016, Ban Ki-moon permanecerá 3 días en Bolivia, como hecho inédito en su gobierno del mayor organismo supranacional del planeta.
Ex ministro de Relaciones Exteriores de Corea del Sur y doctor en Relaciones Internacionales formado en la estadounidense Universidad de Harvard, Ban Ki-moon llega a este país andino amazónico 11 años después que su predecesor, el ganés Kofi Annan.
Antes de abrir, el sábado por la noche el G77 + China, que congrega a 133 de los 198 países que conforman NNUU, Ban Ki-moon, se desplazará, en compañía de Morales, a las Misiones Jesuíticas, en el oriente boliviano, donde misioneros de esa orden de la iglesia Católica permanecieron durante dos siglos hasta 1776, cuando fueron expulsados de las colonias ultramarinas de España por mandato de una Bula Papal.
El legado jesuítico se plasma en iglesias de estilo barroco mestizo, erguidas en fina madera incorruptible pese al transcurso del tiempo y que el fondo para la conversación de la cultura de NNUU (UNESCO, por sus siglas en inglés) ha declarado patrimonio de la humanidad.
Los misioneros jesuitas, que se asentaron en una región tropical del cono sur que comprende Bolivia, Brasil y Paraguay y que extendieron su manto también a una porción territorial de Argentina, enseñaron, entre otras tareas humanistas practicadas en sus reducciones, artes musicales a los indígenas guaraníes, cuyos descendientes han conformado, hoy mismo, uno de los mejores ensambles de música barroca de que se tenga memoria, muy reputado en la esfera internacional.
El Secretario General de NNUU compartirá, en su visita, a las poblaciones de Concepción y El Torno, la gestión de rutina de Morales que, en su peculiar estilo de entregar o comenzar obras de infraestructura hasta en 5 puntos distantes entre sí en un mismo día, llegará a ambas poblaciones rurales para impulsar más construcciones.
Ban Ki-moon, que entregó en enero último la presidencia rotatoria del G77 + China a Morales, en Nueva York, viene de elogiar la gestión del mandatario indígena de Bolivia.
"Bolivia es uno de los países importantes en Latinoamérica, cuyo liderazgo es ahora muy importante para el G77", dijo el martes último el líder de NNUU, citado por un cable de la agencia española EFE.
De retorno de Concepción y El Torno, Ban Ki-moon asistirá, el sábado por la tarde, al Primer Encuentro de Organizaciones Sociales y Jefes de Estado del G77 en el estadio Tahuichi Aguilera, centro de Santa Cruz, según reza el programa oficial.
La noche del mismo sábado, Ban Ki-moon inaugurará el G77 + China, cuyos cancilleres llegan a Bolivia con la Declaración de Santa Cruz consensuada y que da forma a los Objetivos del Nuevo Milenio que serán tratados el 2015 en New York.
Se trata de la nueva estrategia del desarrollo mundial, Sur-Sur, basada en principios progresistas e impulsada por el histórico líder de la revolución cubana, Fidel Castro.
Es un papel "crucialmente importante" del G77 en el diálogo multilateral, pues "sin la participación activa y el compromiso" del bloque "sería difícil encontrar consenso en importantes cuestiones sobre el desarrollo", precisó Ban Ki-moon.

No hay comentarios:

Publicar un comentario